Casi no me miras

Miro que pasas todos los días frente a mi salón,
casi no me miras pero la verdad es que si lo haces,
con tu falda entablada de cuadros que más bien luce gris,
puedo oler tu perfume, aunque estoy seguro es sólo mi imaginación.

Me enamoras en mi cabeza, es la idea de ti,
a menudo pienso que no existes, pero no me importa,
porque cada que pasas frente a mi salón,
me miras, bueno casi no me miras.

Hemos hablado, nos hemos visto,
tú sabes que yo existo, no sabes que pienso en tí,
no sabes que en secreto te escribo y te pienso,
y tu casi no me miras.

Y aún cuando juego a ser magnánimo,
y te ignoro, cuando pasas frente a mi salón,
te hago sentir lo poco importante que eres para mi,
para ver si así despierta en tí la necesidad de mi,
pero cuando pasas frente a mi salón,
casi no me miras.

Pero a veces pasas y me miras,
Sonríes y me miras sin miedo a que vea que me miras,
tu descaro y la seguridad que desbordas,
hace que me enamore más y más.

Por unos momentos te pienso,
y creo que eres real, y te llamo,
y no contestas y no llegas, y te vas,
entonces preferiría haberte imaginado nada más.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s