desde aqui

Sólo miro a mi al rededor,
esperando que caigan del techo,
las respuestas a mis preguntas.

Realmente no es que espere,
más bien pienso como será,
cuando sepa que contestar.

De hecho es posible,
que las respuestas sean obvias,
que sean conocidas de antemano.

Es pues una cuestión de entender,
no de conocer,
de comprender realmente.

Descansaré la cabeza,
y miraré a mi al rededor,
una vez más.

Deja una respuesta

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s